¿QUÉ PUEDEN REPRESENTAR ALGUNOS BULTOS SOSPECHOSOS EN MIS MAMAS?

En las mamas pueden, eventualmente, crecer tejidos abultados. Al desarrollarse estos bultos en las mamas, se crean en la mujer sentimientos de miedo, ansiedad e incertidumbre, y aunque la mayoría de estos bultos mamarios que se palpan, no representan peligro, es muy importante acudir a una consulta médica lo antes posible luego detectarlos.

Los síntomas más frecuentes del desarrollo de estos bultos a nivel de las mamas es que se siente una zona abultada o fibrosa que puede cursar con dolor al tacto, y que puede aparecer y desaparecer después del periodo.

Cuando hay una enfermedad oculta de la mama, se pueden notar cambios en esos bultos, por ejemplo; un bulto redondo, liso y firme; otros que pueden ser grandes y sólidos y que se pueden mover al tacto fácilmente bajo la piel; otros que pueden ser duros y de formas irregulares, aunados a zonas de la piel rojiza con abolladuras, como una naranja, así como cambios de forma y tamaño de la mama, y fuga de líquido por el pezón.

Entre las causas que pueden originar estos bultos mamarios está el desarrollo de quistes que son suaves, firmes y redondeados, y que puede tratarse de un conducto lácteo dilatado y lleno de líquido; pueden ser grandes o pequeños y el área que los rodea puede tener una alta sensibilidad. Aparecen por lo general antes del ciclo de la regla y tienden a desaparecer o hacerse más pequeños cuando finaliza.

Otras causas son cambios fibroquísticos en la mama, en la que se pueden sentir bultos y áreas enrojecidas alrededor de ellos; las mamas se ponen sensibles y están relacionados con los ciclos menstruales.

La presencia de fibroadenomas, son tumores mamarios sólidos que no son cancerosos, suaves y se mueven fácilmente bajo la piel al tocarlos; son susceptibles de aumentar su tamaño.

Como factores que pueden estar asociados a la producción de un fibroadenoma están, el embarazo y el uso de una terapia hormonal, o la misma regla.

Otros bultos pueden deberse a lesiones e infecciones; una lesión grave en el tejido de la mama o en los nervios, puede crear bultos; a esta patología se le conoce como necrosis grasa, en la que se produce un absceso con infección, se acumula líquido y se inflama la piel con dolor localizado.

Otra causa de la presencia de bultos es el cáncer de mama, que ya es una patología más grave. Son indoloros, duros, tienen forma irregular y son diferentes al tejido mamario; la piel que cubre esta zona puede enrojecerse o presentar hoyuelos y depresiones, y el tamaño varía también. Puedes notar secreción en los pezones.

Al acudir al médico, este especialista realiza evaluaciones para asegurar qué tipo de pruebas puedes necesitar, y qué tipo de tumor pudiera estar desarrollándose en la mama.

La mayoría de los bultos en los senos son benignos (no cáncer). Comprobar que un bulto no es cáncer requiere, por lo general, que se realicen exámenes por imágenes. Pueden realizarse uno o más de los siguientes exámenes por imágenes:

Mamografía: la mamografía utiliza rayos X de baja dosis para examinar los senos. Este tipo de toma de imágenes involucra la exposición de los senos a una pequeña cantidad de radiación ionizante para obtener imágenes el interior de los senos. Para iniciar la evaluación se toman dos imágenes simples o dos imágenes por tomosíntesis (también denominada mamografía en 3D). Se podrían necesitar imágenes adicionales.

Ultrasonido de senos: el ultrasonido de senos utiliza ondas sonoras para crear fotografías del interior de los senos. El ultrasonido de senos puede capturar imágenes de áreas del seno que podrían ser difíciles de ver con la mamografía. También puede ayudar a determinar si un bulto en el seno es sólido o líquido.

Resonancia magnética nuclear del seno: la RMN del seno utiliza un poderoso campo magnético, pulsos de radiofrecuencia y una computadora, para producir imágenes detalladas del interior de los senos. La RMN ayuda a evaluar los bultos en los senos que no son visibles con la mamografía o el ultrasonido, aunque podría no ser adecuado para todas la mujeres. Su médico la ayudará a determinar si la RMN del seno es adecuada para usted. La RMN requiere de una inyección de material de contraste.

Cuida tu salud.

Impactos: 6

Deja un comentario