LO QUE DEBES SABER SOBRE EL ECLIPSE SOLAR TOTAL DE ESTE 2 DE JULIO DE 2019

Un eclipse solar ocurre cuando la Luna, la Tierra y el Sol se alinean, de manera que nuestro satélite natural se pone en medio de la luz del Sol antes de que llegue a la Tierra.

En términos de textuales de la NASA “los eclipses solares totales son sólo posibles en la tierra debido a una coincidencia celestial”

Fíjense en este dato: nuestra estrella es unas 400 veces más ancha que nuestra Luna, pero además, está unas 400 veces más lejos; eso es lo que explica el por qué, cuando la Luna se pone en medio de la Tierra y el Sol, lo bloquea totalmente.

Cuando la sombra de la luna sobre la superficie la Tierra hace su recorrido, se llama franja de totalidad; y las medidas en promedio pueden ir desde 16.000 kilómetros de largo por 110 kilómetros de ancho. En ese trayecto, dentro de esa franja es donde hay que estar para poder ver el eclipse solar total, sin embargo, a ambos lados, en los límites de esa franja, se genera un fenómeno de extensión en el que se puede ver el eclipse de modo parcial.

Por supuesto, en la medida en que nos alejamos de la franja, más leve será la observación, o la fracción del área del Sol eclipsado, que es representado en porcentaje.

Este 2 de julio de 2019 tendremos la oportunidad de observar, unos parcialmente, otros de manera total, el eclipse solar, cuya franja de unos 150 km de ancho podrá atravesar en sentido oeste-este parte de Chile y Argentina en Sudamérica.

En el caso de Chile, la sombra de totalidad cubrirá desde Guanaquero en la Región de Coquimbo hasta Caleta Chañaral en la Región de Atacama.

El caso de Argentina, cruzará por 6 provincias, comenzando en San Juan, sur de La Rioja, norte de San Luis, centro sur de Córdoba, sur de Santa Fe y buena parte del norte de Buenos Aires, pero no la capital nacional en la que se verá parcialmente al 99%.

Por supuesto, que en el resto estos dos países será un fenómeno parcial, algo que obviamente sucederá en la totalidad de los territorios de países como Uruguay, Paraguay y Bolivia, así como en partes de Brasil, Colombia, Ecuador, Nicaragua, Panamá, Perú y Venezuela.

El eclipse solar total comenzará a las 17:22 UT, estimándose que el tiempo máximo de duración de este eclipse total en el Pacífico será de 4 minutos con 33 segundos de acuerdo a la NASA. Poco después de las 15 horas en el caso de Chile, comenzará siendo parcial, pero la sombra total tocará tierra recién a las 16:40; en el caso de Argentina empezará siendo parcial pasadas las 16 horas, pero será total aproximadamente a las 17:40.

Este eclipse solar total que ocurrirá mañana 2 de julio de 2019, representa menos de la mitad de lo que podría durar, teóricamente, el eclipse solar más largo que pudiera ocurrir, que son 7 minutos con 32 segundos.

Unos más largos están por ocurrir, por ejemplo, en 2186 habrá un eclipse total de 7 minutos y 22 segundos en Venezuela, que se convertiría en el más largo desde 4000 años AC y por lo menos hasta el año 6000 DC. Pero en el caso del eclipse de ocurrirá mañana, apenas superará a los 2 minutos con 30 segundos de manera total.

El mejor lugar para poder observar este eclipse de sol, obviamente es estando dentro de la franja de totalidad, y en aquellos lugares donde el fenómeno dura mucho más tiempo.

Uno de los factores a tener en cuenta al momento de hacer turismo de eclipses, es la duración, pero no es el único, el segundo factor sería la dirección y la hora del evento. Por ejemplo, como el eclipse particularmente se va a dar en invierno, y la totalidad luego de las 16 horas, es decir, 180 minutos antes del ocaso, se debe elegir un buen sitio sin obstáculos de cerros hacia el norponiente.

Por último, el tercer factor para decidir dónde ver el eclipse, es la probabilidad de cobertura de nubes, por ejemplo, en aquellos lugares de costa o cercanos a la costa, la neblina pudiera arruinar la jornada de observación. Es por esta razón que es una excelente alternativa, observar el eclipse en Chile, específicamente en el Valle de Elqui, en Vicuña, donde la totalidad durará dos minutos 25 segundos y la probabilidad de nubes según datos satelitales históricos son del 21,6%.

Las medidas que se deben tomar a la hora de observar un fenómeno tan espectacular como este, comienzan por respetar la regla principal que es no mirarlo directamente sin la protección apropiada.

Es una experiencia emocionante y memorable, digna de admirar, pero mirar el sol de forma directa daña tus ojos de manera seria, promoviendo la retinopatía solar, que es el daño a la retina de forma permanente.

Existe solo una forma segura de observar el eclipse solar sin dañar la visión, y es a través del uso de filtros solares, pero con que cumplan normas específicas estandarizadas a nivel mundial como ISO 12312 – 2, es decir, que no sirve de nada usar lentes de sol, radiografías y de vidrio ahumado u otros tantos productos que hace tiempo se recomendaban como seguros. Tampoco es recomendable verlos a través de la lente de un celular, cámara, telescopio o binoculares, sin tener protección especial.

Emociónate, disfruta de este espectáculo único, pero cuida tu salud visual.

Impactos: 6

Deja un comentario